Los españoles somos fans de las fresas, y es que es una de las frutas más consumidas en España. Numerosos estudios nos dicen que cada español consume aproximadamente al año 6,2 kilos de fresas. Un dato muy significativo si contamos las numerosas recetas en las que podemos incluirlas, siendo estas de un tamaño muy pequeño y muy combinables en sabor con cualquier otro alimento.

Nosotros somos la excepción que confirma la regla, ya que somos super fans de las fresas y las incluimos en nuestra dieta bien como postre, aperitivo e incluso incorporándolas en alguna ensalada. ¡Ház la prueba!

Conocemos más de mil variedades de fresas y fresosnes, pero las más cultivadas en tierra española es la Reina de los Valles, que se caracteriza por sus frutos diminutos que van desde un color rojo claro, al rojo más intenso. Su sabor es único puesto que su pulpa es dulce y desprende un olor único. Seguramente ya sabes de qué olor te estoy hablando, puesto que es inconfundible y es muy difícil resistirse a la tentación…

¿Sabías que las fresas son familia de las rosas? Quizás te extrañe, pero si lo piensas, verás como tienen relación, uno es un fruto carmesí, sugerente y tan atractivo como lo son las rosas. En la mitología griega, se le relacionaba con Afrodita, simbolizando la belleza y el amor. De ahí que la fresa la relacionemos tanto con el amor
Las fresas, son de la misma rama que los melocotones, peras y las manzanas, siendo de la misma familia.

Cuando cocinamos con fresas, no alteramos las propiedades nutricionales de las fresas. Sus principales nutrientes son el agua, hidratos de carbono y la fibra. También contiene frutosa, glucosa y xilitol.

Principales nutrientes de la fresa:

Vitamina C
Vitamina E
Carotenos
Xilitol
Ayuda a eliminar el ácido úrico y la tensión alta.
Bajas en calorías

Estas son algunas de las recetas que puedes realizar con fresas. Fáciles, sencillas y nutritivas. Estamos seguros de que conoces muchas más, así es que te invitamos a que nos dejes un comentario con tu receta favorita. Ya sabes que nos gusta comer bien, pero incluyendo siempre la fruta en nuestros platos…

Fresas Primavera:
Mezcla las fresas con azúcar glas, zumo o jugo de naranja y un chorrito de “kirsh”, luego enfríar en la nevera. Antes de servir se puedes cubrir con nata para que te queden deliciosas ¡Estamos seguros que ésta ya la has probado!

Fresas con vino:
Espolvorea el azúcar y añade un poco de vino moscatel, jerez y Oporto. Sírvelas frías y con un poco de chocolate fundido por encima.¡Te encantarán!

Fresones con yogurt:
Mezcla las fresas con un poco de miel y enfría en la nevera. Al momento de servir: pon las fresas sobre un poco de yogurt y decora con unas hojitas de menta. Este plato tiene muy pocas calorías si lo haces con un yogur bajo grasa.

¡Disfruta cuidándote y mantén la línea!

× ¿Cómo puedo ayudarte?